Tel. 931 797 376  Tel. 633 312 126 (WhatsApp)

Email: dientesano@hotmail.es

Carrer de Casanova, 57 3º - 2ª (Metro - Universitat)

  • English
  • Русский
  • Español

Protesis

Las prótesis de circonio son las prótesis dentales estéticas de la más alta biocompatibilidad y que brindan una sonrisa atractiva con dientes 100% naturales. En clínicas dentales diseñamos y fabricamos prótesis dentales de zirconio, con ausencia total de metal y que mimetizan el color natural del diente, lo que hace que las prótesis dentales sean significativamente más estéticas y totalmente biocompatibles.
La utilización de las coronas de circonio sobre los dientes naturales o sobre los implantes dentales permite obtener rehabilitaciones protésicas que personalizan la sonrisa perfecta de modo que el paciente se siente cómodo y a gusto con sus dientes.

 

 Protesis

 

¿QUÉ ES UNA FUNDA Y CÓMO SE HACE HABITUALMENTE UNA FUNDA?


“Funda” o corona de prótesis es una estructura confeccionada “a medida” que protege a un diente o muela que están debilitados por uno u otro motivo. Una vez colocada, debe tener la apariencia más similar al diente o muela natural a la que cubren, según el caso, y además hacer la función de masticación o estética que le corresponda.
Para su elaboración es condición indispensable que el diente o muela que va a recibir la funda esté previamente preparado, es decir, debidamente tallado o “desgastado”. Una funda tiene dos “capas”:

- Una interna, que no se ve, metálica, de forma parecida a la de un “dedal de costurera”. Esta estructura metálica proporciona el ajuste exacto al diente tallado y también la resistencia de la futura funda.
- Otra capa externa, de porcelana (cerámica) que da el color, la forma, tamaño y aspecto adecuado al diente.

 

PASOS EN LA ELABORACIÓN DE UNA FUNDA


Debe quedar claro que no existen fundas de llegar y poner. Es un trabajo artesanal y minucioso en el que colaboran dentista y laboratorio de prótesis. Hasta poder colocar el trabajo en boca son necesarias varias pruebas.

 

En una primera visita (tallado e impresiones):

Hacemos el tallado (“desgaste”) de la pieza dentaria y a continuación se toman unas medidas (impresiones). A partir de esas medidas obtenemos el molde de la boca completa. Este molde debe ser una réplica exacta de la boca. Ahora el laboratorio comienza a trabajar sobre esa copia de la dentadura. El trabajo del laboratorio es preciso y pasa por varias fases hasta conseguir un casquillo metálico (“el dedal”).

 

En una segunda visita (prueba de metal):

Se prueba este casquillo metálico sobre el diente o muela. Comprobaremos el ajuste de sus contornos y tomaremos el color. Lo remitimos al laboratorio de nuevo para colocar la segunda capa, que es de cerámica (porcelana). Ahora tenemos ya la cofia metálica recubierta de cerámica pero sin brillo (cerámica en fase de bizcocho).


En la tercera visita (prueba de bizcocho)
Si hay un buen ajuste y el color es el adecuado, se manda al laboratorio para “glasear” (dar brillo) y por tanto terminar la funda.

 

En la última visita:

Colocamos la funda (cementado) mediante un cemento o adhesivo dental. Evidentemente, no todos los casos son idénticos y puede haber ligeras variaciones en la mecánica del tratamiento, pero en líneas generales así es una funda y así se confecciona. Colocar una funda después de hacer una desvitalización.

 

CONSEJOS PARA PROTEGER Y REFORZAR LA PIEZA DESVITALIZADA


1. La muela o diente que ha sido necesario desvitalizar, lo más habitual es que ya tenga una considerable destrucción a causa de la caries profunda que padecía y que llegaba hasta el nervio.
2. Después de desvitalizar la pieza hay que reconstruirla con un gran empaste pero a pesar de ello nunca podrá tener la resistencia de una pieza intacta.
3. Debido a que la desvitalización elimina el aporte sanguíneo y nervioso del diente, se produce al cabo del tiempo una debilitación lógica de la pieza que podrá producirle fracturas. Estas roturas o fracturas unas veces se podrán arreglar pero otras harán que la pieza se pierda definitivamente, teniendo que extraerla.

 

En resumen, podemos decir que, la desvitalización (endodoncia) es el tratamiento adecuado para rehabilitar un diente o muela que ha sufrido gran destrucción por caries. No obstante, para evitar riesgos de fracturas importantes y garantizar la vida de esa pieza a largo plazo (durante años) lo adecuado es colocar una funda sobre ella. En cada caso el especialista indicará el momento más adecuado para efectuar este tratamiento.