Tel. 931 797 376  Tel. 633 312 126 (WhatsApp)

Email: dientesano@hotmail.es

Carrer de Casanova, 57 3º - 2ª (Metro - Universitat)

  • English
  • Русский
  • Español

Periodoncia

La periodontitis es el tipo más frecuente de enfermedad periodontal (tejido alrededor del diente). Se caracteriza por la formación de bolsas y la pérdida ósea, que conlleva movilidad dentaria a largo plazo, un aparente alargamiento de los dientes, y sensibilidad dental.

 

A lo largo de la historia se han estudiado y clasificado las enfermedades de la encía y una de las classificaciones se basa en la velocidad con la que avanza la enfermedad periodontal:

- La Pediodontitis de avance lento está acompañada por inflamación crónica de la encía. Esta periodontitis es producto de la placa dental y es generalizada (afecta a muchos dientes).
- La Periodontitis de avance rápido puede relacionarse con una carencia de inflamación de la encía, y se vincula con cantidades más escasas de placa y cálculo que la periodontitis de avance lento. Puede originarse por traumatismos o daños en la encía, y suele ser localizado.

 

El mejor remedio contra la periodontitis es la prevención mediante limpiezas profesionales 1 vez al año (o cada pocos meses en casos recomendados por el Odontologo), y cepillando los dientes con un cepillo de dureza media o suave.

 

TRATAMIENTOS ACTUALES DE LAS AFECCIONES PERIODONTALES

 

Los clásicos tratamientos de las afecciones periodontales: tatrectomía, raspaje y alisado radiculares, cirugía, etc. se ven en la actualidad complementados, y en algunos casos sustituidos, por tratamientos que atacan por medio de antibióticos, tanto nuevos como ya existentes, a las bacterias causantes de la enfermedad gíngivo-periodontal.
Según Richard Niederman, de la Escuela de Medicina Dental de Harvard, la cirugía suele ser cara, invasiva y penosa, y la gente prefiere evitar el dolor, por ello se ha constituido en un defensor del uso de antibióticos, a fin de evitar la cirugía y la pérdida de piezas dentarias, especialmente ahora, que la población vive más tiempo y procura mantener su salud.
Un setenta y cinco por ciento de los habitantes de los EEUU, según un articulo de Janice Billingley, Healthscout Reporter, que sobrepasan los 35 años, tienen alguna forma de enfermedad periodontal, de acuerdo con lo informado por la American Dental Association. Si bien la mayoría de ellos padecen diversos tipos de gingivitis, un treinta por ciento evolucionan hacia afecciones periodontales, susceptibles de ocasionar la pérdida de piezas dentarias.
Dice Marjorie Jeffcoat, periodontista de Alabama y vocero de la A.D.A: “Cuando la enfermedad está en su período inicial el tratamiento es simple y no invasivo. En estos casos suele ser suficiente el raspaje y eliminación de la placa, acompañados por enjuagues con antisépticos y enseñanza al paciente de las técnicas de cepillado y medidas de higiene a adoptar a fin de mantener la limpieza de su boca”.
Pero en la actualidad los periodoncistas han comenzado a cuestionar que se busque en la cirugía el tratamiento principal para lo que es básicamente una infección, sin comenzar por tratar el proceso infeccioso en sí. Otros estudios, tanto en Europa como en nuestro país, muestran porcentajes sensibles de éxito con el uso de antibióticos en enfermedades periodontales severas. La combinación del tratamiento con antibióticos y la cirugía señala un camino hacia el tratamiento exitoso de la enfermedad periodontal.

 

Gingivitis - ¿QUÉ ES LA GINGIVITIS?

 

Gingivitis – una inflamación de las encías – es la etapa inicial de la enfermedad de las encías y la más fácil de tratar. La causa directa de la gingivitis es la placa: una película suave, pegajosa y sin color formada por bacterias, que se deposita constantemente sobre los dientes y encías.

 

 Periodoncia
Si el cepillado y el uso diario del hilo dental no eliminan la placa, la misma produce toxinas (venenos) que irritan el tejido gingival, causando gingivitis. En esta primera etapa de la enfermedad, el daño puede revertirse, ya que el hueso y el tejido conectivo que sostienen los dientes en su lugar todavía no han sido afectados. Sin embargo, si se deja sin tratamiento, la gingivitis puede transformarse en periodontitis y provocar daños permanentes a sus dientes y mandíbula.


¿CÓMO SÉ SI TENGO GINGIVITIS?


Los signos y síntomas clásicos de la gingivitis son las encías rojas, hinchadas y sensibles que pueden sangrar cuando se cepillan. Otro signo de enfermedad en las encías es que las mismas se han retrocedido o retirado de los dientes, confiriéndole a sus dientes una apariencia alargada. La enfermedad de las encías puede provocar la formación de bolsas entre dientes y encías donde se junta la placa bacteriana y restos de comidas. Algunas personas pueden experimentar mal aliento o mal gusto recurrentes aún cuando la enfermedad no esté avanzada.


¿CÓMO PUEDO PREVENIR LA GINGIVITIS?


La correcta higiene bucal es fundamental. Las limpiezas profesionales también son extremadamente importantes pues una vez que la placa se endurece y acumula, o se transforma en sarro, sólo un dentista o higienista podrá eliminarla.

Usted puede ayudar a detener la gingivitis antes que se desarrolle de la siguiente manera:
- Cepillado correcto y uso apropiado del hilo dental para eliminar la placa, los restos de alimentos y controlar la acumulación de sarro
- Evitar cigarrillos y otras formas de tabaco
- Programar controles regulares con su dentista